Poco después de la hora 6 de este domingo, el conductor de un Renault Clio terminó su recorrido contra un paredón de una vivienda en avenida Suipacha (32) y calle 43.

Según pudo saber Radio 100.9, el conductor poseía 0.93 de alcohol en sangre por lo que el rodado fue secuestrado por personal de Tránsito de la Municipalidad.