A raíz de un robo piraña en una vivienda de calle 24 N°1017 donde un delincuente ingresó por la ventana y se apoderó de un teléfono celular, efectivos de la Estación de Policía Comunal concretaron una orden de allanamiento en calle 22 entre 47 y 47 bis.


Si bien no se halló el teléfono celular sustraído, sí se secuestraron elementos de procedencia ilícita que podrían tener vinculación a otros hechos delictivos.
Vale recordar, que el sujeto investigado, se encuentra actualmente alojado en la Unidad 44 de Batán por robo.